Dedo en Gatillo

El objetivo del tratamiento del dedo en gatillo es la liberación quirúrgica de la polea a través de la cual transcurre el tendón flexor del dedo comprometido y así evitar que este tendón se incarcere (se quede atrapado) al realizar el movimiento del dedo y que a la larga podría llevar a la rotura de este tendón o a la rigidez de la articulación que esta adyacente

La intervención puede realizarse con anestesia local, o con anestesia general. El servicio de Anestesia estudiará sus características personales, informándole en su caso de cual es la más adecuada.Dependiendo del tipo de lesión, de sus características o del procedimiento a realizar, puede requerir la administración de medicación oportuna para reducir la incidencia de aparición de trombosis en las venas o de infección.

CONSECUENCIAS SEGURAS

  • Después de la intervención presentará molestias en la zona de la herida, debidas a la cirugía o a la adaptación de los músculos de la zona. Estas molestias pueden prolongarse durante algunas semanas, meses, o hacerse continuas.
  • La fuerza muscular se recupera parcialmente cuando el dolor desaparece. La movilidad de la articulación suele mejorar con el tiempo, dependiendo de la realización correcta y continua de los ejercicios de rehabilitación, de la voluntad que ponga y de su naturaleza en la producción de cicatrices.